11/01/2014

Revisitando Citizen Kane, con palabras de su montador Robert Wise

El famoso director de cine Robert Wise comenzó sus andaduras en el cine en el departamento de montaje. Una de sus primeras películas como montador fue nada más y nada menos que Citizen Kane. En estos días, estando re-visitando esta película, me pareció conveniente actualizar un poco el blog con las palabras de tan sabio montador. Para ello traduciré unas entrevistas que le hicieron, de dos fuentes diferentes.

The Wise Touch. Conversación con Robert Wise 

Por Harry Kreisler (28 de Febrero, 1998)

[...] Durante más de cincuenta años Robert Wise ha hecho grandes películas. Ganó el Oscar por West Side Story y por The Sound of Music. Pero sus películas han sido más que mero entretenimiento. Trabajando en todos los géneros, nos ayudó a pensar sobre la condición humana. Racismo, pena de muerte, poder y propósitos en la sala de reuniones, preguntas sobre la guerra y la paz, los peligros sobre las armas nucleares y las biológicas --en sus películas todo ha sido abordado tarde o temprano, y a menudo adelantado a su tiempo. Tras ver una película de Robert Wise, salimos del cine no solo entretenidos, sino que también iluminados por un director que usa su maestría cinematográfica no tanto para hacernos conscientes de su estilo, sino para contarnos una historia con la que podamos entender mejor el mundo a nuestro alrededor.

¿Cuál fue el primer trabajo en el que te metiste [en Hollywood]?
Después de salir de Los Angeles, mi hermano me consiguió una entrevista con el jefe del departamento de arte. Y, por suerte, en ese momento no podía usar a nadie y a la semana siguiente me consiguió otra entrevista con el jefe del departamento de montaje, que decidió que podría usar otro entusiasmado chaval para ocuparse del trabajo de la sala de envíos de película para llevar las películas a la sala de proyección para los ejecutivos, para chequear los negativos, para añadir la cabecera y todas esas cosas sin importancia. Pero ese fue mi salto -- entrando en el departamento. Fui requerido por el editor de efectos sonoros. Me pidió que me pusiera con él y así aprendí efectos de sonido y montaje de música. Lo hice durante dos años cuando vi que otros lo habían estado haciendo durante ocho o diez años. No quería parar ahí, así que le pedí al jefe que me pusiera en la parte de imagen, para poder ser un ayudante de montaje. Y así lo hizo. Me puso con un maravilloso montador con muchos años de carrera, Billy Hamilton, que me enseñó mi profesión. Seguí y me hice montador, y monté Citizen Kane para Orson Welles y también The Magnificient Ambersons.

Parece como si hubieras tenido muchos mentores. ¿Qué directores te influenciaron más?
Oh, no creo que tenga ninguna "influencia" en concreto, pero cuando entré en el negocio mis ídolos eran gente como John Ford, Willy Wyler y Howard Hawkes. Luego Joseph Mankiewicz y otros así. Pero no creo que escogiese, necesariamente, nada. Por supuesto que Orson fue una gran influencia.

Cuéntanos acerca de tu relación con Orson. Él fue el jovencito del grupo en RKO, ¿no?
Desde luego que sí. Es muy interesante cómo entró en esto.

Yo acababa de montar y mandar una película, llamada My Favorite Wife con Cary Grant y Irene Dunn, cuando recibí una llamada de mi jefe, Jimmy Wilkinson, para dejarme caer y verlo. Me pasé a verle y me dijo "¿Has oído algo sobre este tipo, Orson Wells, el hallazgo del estudio?" Y yo dije, "sí, sé sobre él. Conozco su prestigio en Nueva York, las cosas de teatro que ha hecho allí. Y por supuesto ese programa de radio que metió un miedo de muerte al país". Dije, "¿Por qué preguntas?". Y me dijo, "Bueno, ha engañado al estudio". Y le dije, "¿Qué quieres decir por ha engañado?". "Ha conseguido el visto bueno del estudio para rodar tres de lo que dice que van a ser pruebas para la nueva película que quiere hacer", me decía. Le habían dado luz verde para hacer la película, poniéndole en la producción, y quería un nuevo montador. Mi jefe había fichado a un montador bastante mayor, bastante simplón porque simplemente eran pruebas. Y ahora que estaba en la producción, quería, imagino, alguien de una edad como la suya más o menos. Resultaba que teníamos 6 meses de diferencia, así que fui a verle. RKO tenía un estudio en Culver City, entonces llamado RKO Pathe, y estaba allí rodando la escena en la que van a la playa y están en una tienda de campaña. Así que se lo hice saber a su ayudante. Fui a verle sobre el trabajo de montaje. Así que me hizo unas preguntas. La primera vez que vi a Orson de veras fue como Kane de viejo, con maquillaje y el cuerpo. Hablamos unos cinco minutos o así, o unos diez. Y le mostré unos antecedentes decentes como montador. Volví al estudio de Hollywood y a los veinte minutos recibí una llamada de que estaba contratado. Así fue.


Getting Wise. Entrevista con Robert Wise 

Por Jeffrey M. Anderson (19 de septiembre, 2001)

"Trabajé con él como con cualquier director en aquellos días", dijo Wise recientemente por teléfono desde su casa de Los Angeles. "Cuando rodó todos los ángulos en una secuencia, los pondría en un corte y luego se lo enseñaría. Y él diría, "No uses ese primer plano", o "¿Por qué no usaste ese escorzó que rodé?".

Los recuerdos de sesenta años se han desvanecido un poco para Wise, pero se acuerda de montar la famosa secuencia del "desayuno", en la que insertó "panorámicas de giro" entre las escenas para hacer como si el tiempo estuviese volando. "El concepto estaba ahí y Orson lo rodó, pero el sentimiento de ello, el ritmo fue hecho en el montaje", dice Wise.

Wise también es responsable por la secuencia del noticiero "News on the March". Mientras juntó material nuevo de Wells haciendo de Kane con archivo antiguo del acervo de la RKO, se dió cuenta que necesitaba hacer coincidir el material nuevo con el viejo y rayado material antiguo. ¿El secreto de Wise? Frotar la película con un estropajo lleno de arena.

Aunque Wise reconoce estas innovaciones, también se culpa por el gran fallo de la película, que es que ningún personaje en realidad oye a Kane decir su última palabra, "Rosebud". "Eso fue probablemente fallo mío", se ríe.

De la recepción de la pelicula, Wise dice, "Yo no destaco ninguna película como la gran película de todos los tiempos, pero es cierto que es una de las mejores".

No comments: